Brad Binder, un piloto de la casa Foto: MotoGP

 

MotoGP llega a Austria, casa de KTM, justo después de su primera victoria en MotoGP a manos de Brad Binder. La fábrica naranja ha dejado de ser una promesa para comenzar a ser un problema para Yamaha y Ducati, que veían más cerca que nunca el mundial, con Márquez aun lesionado. Sigue líder Quartararo, ya con menos ventaja sobre su compañero de equipo Morbidelli, al alza tras Brno. Ducati hizo podio, pero por medio de una moto 2019, la de Zarco, no una oficial y mucho menos Dovizioso, que estuvo decepcionante (11º). Si este mundial ha empezado con pocas sorpresas, el fin de semana será pasado por agua. Pilotos como Rossi, animal de domingos, optarán a la victoria. Pronóstico variable.

Tras Brno seguimos sin acertantes de la Camiseta de la Sabiduría, inédita esta temporada; pero Frank M. sí acertó la medalla de plomo (Bradl cruzó la meta último en Brno) y recibirá su correspondiente gorra con todos los honores. Esperemos que este fin de semana podamos dar ambos premios. Pipe Hinojosa y Adolfo Calles emprenden un peligroso vuelo a Spielberg para brindar la información de primera mano. 

0 26